jueves, 22 de octubre de 2015

Proyecto de ordenación comarcal

Diario de Burgos

El proyecto de ordenación comarcal suma cuatro pueblos segovianos

Baudilio Fernández Mardomingo explicaba las novedades del proyecto a los alcaldes que llenaban la sala. DB
 
I.M.L. / Gumiel - martes, 20 de octubre de 2015
El delegado de la Junta justifica la propuesta en que los habitantes de estas localidades ya tienen a la zona ribereña como lugar de referencia para servicios sanitarios o de educación
La creación de las provincias ha provocado que pueblos que siempre fueron vecinos perteneciesen a distintas demarcaciones administrativas. Pero la lógica y la fuerza de la costumbre ha llevado a que los habitantes de algunos municipios se desplazasen a la provincia colindante para utilizar determinados servicios públicos. Ante esta circunstancia, el proyecto de ley de ordenación del territorio de Castilla y León contempla que algunos pueblos pasen a formar parte de unidades básicas de provincias vecinas.
En la comarca ribereña, esta circunstancia afecta a cuatro localidades segovianas, Villaverde de Montejo, Honrubia de la Cuesta, Valdevacas de Montejo y Montejo de la Vega de la Serrezuela, que se incluirían en la unidad Aranda Rural Sur. «Es donde hacen la vida y donde tienen los servicios sanitarios en el Centro de Salud Aranda Rural y a efectos educativos su enseñanza secundaria tiene como referencia Aranda de Duero», aclaraba el delegado de la Junta en Burgos, Baudilio Fernández Mardomingo, que ayer se reunía con cerca de 70 alcaldes de la zona, congregados en la biblioteca municipal de Gumiel de Izán.
A estos servicios, los habitantes del entorno de Montejo también acuden a Aranda a realizar compras y pertenecen a la Mancomunidad Valle del Río Riaza. Este aumento en cuatro municipios de la zona de influencia de los servicios públicos que se prestan desde Aranda no trae de la mano ninguna partida económica que mejore el servicio en función del mayor número de usuarios. « Las inversiones van a ir destinadas a las mancomunidades de interés general, que serán las que tienen que dar servicios», aseguraba el delegado territorial, insistiendo en que las unidades básicas propuestas harían las veces de «esqueleto en el que deben apoyarse las mancomunidades de interés general», que son las organizaciones supramunicipales que se pretenden potenciar.
Desde la Junta aseguran que la creación de las unidades básicas de ordenación no conlleva la desaparición de las mancomunidades existentes. «El que no quiera integrarse en una mancomunidad de interés general puede seguir como estaba, lo que ocurre, hay un hecho evidente, nosotros queremos promover las mancomunidades generales, que deben prestar más servicios de los que se están prestando ahora, con el fin de garantizar que todos los habitantes del medio rural tengan los mismos servicios», explicaba Fernández Mardomingo.
A este proyecto de ordenación territorial se pueden presentar alegaciones hasta el 31 de diciembre. El mes de enero de 2016 se dedicará a escuchar a las diputaciones y el de febrero a ayuntamientos.

El Correo de Burgos

RIBERA

La Junta acepta estudiar unir la Ribera en una sola unidad

El delegado territorial explicó ayer en Gumiel de Izán a los alcaldes de la zona el mapa de Unidades Básicas de Ordenación del Territorio

LORETO VELÁZQUEZ 20/10/2015
Con el objetivo de consensuar con los alcaldes de la provincia la propuesta de Unidades Básicas de Ordenación y Servicios del Territorio, el delegado territorial, Baudilio Fernández Mardomingo, se reunió ayer en Gumiel de Izán con 68 alcaldes de la Ribera de Duero. Sus primeras palabras sirvieron para aclarar dudas: «Es un proyecto abierto, no una imposición», advirtió decidido a buscar el máximo consenso, al igual que hicieron con la Ley de Ordenación, que salió con el 97% de los apoyos, y con toda la normativa que la desarrolló. «Estamos ante un proyecto muy importante para el conjunto de Castilla y León y para el medio rural, y no puede ser de otra forma», afirmó.
Y aunque por el momento no se han presentado alegaciones en la provincia, el delegado ya ha recibido algunas aportaciones de interés como la planteada por el procurador de Ciudadanos, José Ignacio Delgado, para que toda la zona del entorno de Aranda sea una Unidad Básica. «Yo encantado ,pero ha de ser esqueleto de una mancomunidad de interés general», responde, consciente de que para eso las mancomunidades existentes deberán dar el paso y unirse. «Si hay disposición, desde luego, cuantas menos unidades básicas más sencillo».
Y es que las mancomunidades de interés general jugarán un papel primordial a la hora de dar más servicios a los ciudadanos «y alcanzar una cohesión social y territorial». «Las inversiones irán al apoyo de estas mancomunidades», avanza mientras deja claro que «las cuatro mancomunidades que hasta ahora operan en la Ribera no tienen por qué desaparecer, y el que no quiera integrarse en una de interés general podrá seguir», reitera.
Respecto a las unidades básicas, otra aclaración: «Al ser espacios territoriales y funcionales no son comarcas ni conllevan ninguna estructura administrativa que incremente el gasto».
En la reunión participaron alcaldes de cuatro de las zonas planteadas: Duero- Esgueva, Aranda Rural Norte, Aranda Rural Sur y Arandilla- Aranzuelo. El delegado territorial explicó además los motivos que llevan a la Junta a incluir en Aranda Rural Sur a cinco municipios de la provincia de Segovia, que ya reciben servicios en Aranda (como el sanitario y el educativo) y participan de la mancomunidad del Valle del Río Riaza.